jueves, 9 de junio de 2016

SAFO INMORTAL


SAFO INMORTAL

De la vida de Safo poco se sabe. Casi todos los datos que tenemos sobre la poetisa de Lesbos (que vivió entre el siglo VII y VI a.C.) nos llegan a través de testimonios indirectos de otros autores y estudiosos griegos y latinos; aunque sí podemos deducir de sus poemas que era una poetisa del amor, sobre todo. El contenido amoroso y erótico de sus versos (muchas veces, desgraciadamente, fragmentarios) nos hace descubrir a una mujer apasionada y extremadamente sensible con el mundo.



Dejando a un lado su inclinación sexual -tan debatida y trillada (a veces en exceso)-, expongo aquí la traducción del fragmento 94, titulado tradicionalmente como “Los dones de la memoria” (yo he preferido traducirlo por “Lo bueno de la memoria”). Me tomo además en esta versión ciertas libertades con el fin de “actualizar” el poema al lector. No obstante, las traducciones de Carlos García Gual y Aurora Luque son dos de las mejores que yo he tenido la suerte de disfrutar, especialmente ésta última, impregnada de esa sensibilidad que caracteriza la obra de Luque. Pensemos, por otro lado, que una traducción nunca iguala al poema original, sea la lengua que sea. Pido perdón por ello.

Además, este poema no nos ha llegado por completo, y especialmente al final del mismo encontraremos versos muy fragmentarios. De hecho, no sabemos realmente el final que escribió Safo. Lo que sí nos queda claro es el sentimiento de amor que la poeta tiene por su amante, que la abandona, y cómo ella le recuerda esos momentos íntimos que vivieron juntas. Como en otros poemas, Safo agradece el don de la memoria, donde permanecerá intacta e inmortal para su amada. La fuerza de sus palabras es inmensa, así como la delicadeza con la que trata esa intimidad compartida entre las dos mujeres.

La misma Safo dice en otro poema: Te aseguro que alguien se acordará de nosotras. Yo, más de veinte siglos después, lo confirmo: Safo, te recordarán siempre. 

Eres inmortal.

Noelia Illán




No hay comentarios: